Los Niños Sordos

Situación de los Niños, Niñas y Adolescentes Sordos

La Encuesta Nacional Complementaria de Personas con Discapacidad llevada a cabo en el Censo 2001, reveló que en nuestro país hay 391.702 personas con dificultades auditivas, de las cuales 45.829 son menores de 15 años.

En general los niños sordos, al igual que el resto de los niños, no tienen problemas intelectuales para adquirir un idioma. Sin embargo, son las barreras que encuentran en su entorno, las que generan dificultades para acceder a la educación, para comunicarse libremente, para informarse y participar.

Las siguientes son algunas particularidades a través de las cuales podríamos definir la situación de los niños sordos:

En relación al ámbito familiar:

  • Más del 90% de los niños sordos tiene padres oyentes que no saben y, por ende, no usan la lengua de señas.

  • Los padres oyentes de los niños sordos, frecuentemente dejan de lado actividades de juego, cuentos y crianza infantil para dedicar gran parte de su tiempo a la pronunciación de palabras y sonidos, impidiéndoles ser niños.

  • Los padres oyentes que tienen hijos sordos tratan de comunicarse con ellos desde el español en su forma oral y emplean métodos poco adecuados, tales como hablarles en tonos gritados o en velocidades descendidas. Se pierden momentos valiosos del crecimiento de sus hijos.

  • Los padres son incentivados a continuar actividades escolares inadecuadas en su casa y se pierden el placer de ser padres.

  • Como la rehabilitación no responde a las expectativas de los padres, esta situación de incomunicación puede durar toda la infancia y continuar en la adolescencia.

ver Información para la Familia

En relación a la educación:

  • El 85% de las docentes de las escuelas de sordos tiene dificultades para comunicarse con sus alumnos porque no domina la lengua de señas argentina.

  • En las escuelas de sordos se dedica gran parte del tiempo a la recuperación de una habilidad que no tienen, sometiendo a los niños a prácticas de repetición de sonidos y palabras a pesar de que no escuchan y dejando de lado contenidos fundamentales para su desarrollo integral.

  • La escuela suele emplear para la enseñanza, material didáctico diseñado para una población infantil más pequeña.

  • Los niños sordos terminan la escuela primaria varios años más tarde de lo que deberían, (entre los 15 y 19 años) escribiendo y leyendo solo palabras sueltas y frases simples.

  • En el 90% de las escuelas para sordos los timbres funcionan con sonido en lugar de usar luces.

  • La lengua y la identidad de los niños sordos es frecuentemente desvalorizada por sus maestros/as.

ver Información para los Maestros

En relación a la salud:

  • Un niño sordo no es un niño enfermo, es un niño que tiene características particulares.

  • A pesar de que hay algunas herramientas tecnológicas que pueden ayudar a percibir algunos sonidos, no existen hasta el momento “curas” para la sordera.

  • Frecuentemente los médicos tratan a esta población solo desde su sordera. Se corre el riesgo de relacionar sus reacciones, su personalidad, y cualquier síntoma sólo con su condición de sordo.

  • Muchos médicos desconocen el desarrollo del lenguaje de los y las niños sordos a partir de la lengua de señas.

  • Los profesionales que los atienden no pueden comunicarse directamente con ellos.

ver Información para los Médicos

 

Home  |  Institucional  |  Los Niños Sordos  |  Proyectos  |  Capacitación  |  Materiales  |  Cómo Colaborar

 

Canales Asociación Civil - info@canales.org.ar - facebook/CanalesEducativos
Sánchez de Bustamante 191 PB "C" - C.A.B.A. - (011)4865-3648